The Blighted Stars

Los libros de ciencia ficción de Megan E. O’Keefe son una apuesta segura en esta casa (los de fantasía todavía están en lista de espera). La autora estadounidense tiene una aproximación al género directa y entretenida, con cierta querencia al género de la space opera, así que es normal que triunfe en estos lares.

En The Blighted Stars la ciencia que toma preponderancia en el libro es la biología (algo más habitual) pero también la geología, lo que resulta bastante sorprendente. No recuerdo haber leído casi nada desde la trilogía de Marte de Kim Stanley Robinson que hiciera tanto hincapié en la composición de los planetas. Y es que O’Keefe hace hablar a las piedras.

Son muchos los temas que la autora ha utilizado en la novela para crear su mundo futuro. La posibilidad de transmitir la conciencia humana entre cuerpos creados ex profeso es sin duda uno de los más importantes, pero también nos encontraremos críticas al colonialismos y a las desigualdades sociales, primer contacto, escenas de terror… una combinación excelente, a mi entender.

No se puede hablar muy en profundidad sobre la premisa en la que se basa el desarrollo de la obra porque por desgracia sería desvelar demasiado, siendo uno de los principales intereses del libro el misterio científico que ha llevado a la humanidad a tener problemas con los mundos que desea colonizar, viéndose empujada poco a poco a una existencia limitada tan solo a las estaciones espaciales.

Me han encantado los personajes. Desde Tarquin, el joven heredero de una poderosa dinastía que prefiera sus estudios de geología a las conspiraciones políticas a Naira, la rebelde conservacionista dispuesta a todo con tal de detener la destrucción de los entornos naturales que cree provocada por la familia de Tarquin. Los demás personajes de la historia tampoco se quedan cortos, no creáis. Aunque The Blighted Stars no anda corta ni de ideas ni de acción, se trata de una novela principalmente de personajes, construida sobre las relaciones entre ellos.

Aunque he disfrutado mucho con la lectura de The Blighted Stars, he de reconocer que me ha costado “creerme” cierta parte fundamental del desarrollo. Espero que conforme los demás vayáis leyendo el libro poder comentarlo con vosotros y con gente con más conocimientos de biología que yo, para ver si es probable o al menos posible lo que la autora especula, que es escalofriante.

Una respuesta a «The Blighted Stars»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *