Blood, Sweat, and Pixels: The Triumphant, Turbulent Stories Behind How Video Games Are Made

Llegué a este libro por recomendación de Pablo Rodríguez y como usuaria habitual de videojuegos, me llamó mucho la atención. El resumen del libro es:

Desarrollo de videojuegos = Crunch

Podemos hablar sobre el enfoque que Jason Schreier ha tomado para llegar a este axioma, que desde luego es muy entretenido. A través de la historia del desarrollo de 10 videojuegos con diferentes características pero con una marcada tendencia hacia el RPG, explica de una forma amena la dificultad intrínseca al desarrollo de videojuegos, que es la destilación perfecta de todo lo malo del desarrollo de software en general, pero agravado por el hecho de que el resultado final debe resultar divertido.

Cada capítulo tiene características particulares y son de interés variable, al menos en mi caso, según el conocimiento que tengas del juego al que se refiere. Aunque casi todos tienen el mismo hilo conductor, desde la concepción del juego al destino final del desarrollo, cada capítulo muestra un aspecto diferente y complementario. No se afronta igual un desarrollo desde un estudio independiente que desde una gran internacional y Schreier consigue articular muy bien estas diferencias.

Es un libro que se hace muy corto y que sirve para que pongamos en valor todo el esfuerzo que cualquier videojuego lleva detrás. Te quita las ganas que puedas tener de trabajar en el sector, a no ser que esa sea realmente tu vocación.

También es cierto que aunque el libro es de publicación relativamente reciente, en un sector tan dinámico correo el riesgo de quedarse desfasado bastante pronto. Hacer referencias al Baldur’s Gate y al Neverwinter Nights puede llegar al corazón de los jugadores algo más veteranos pero puede que la nueva hornada no los conozca (tampoco estoy al día como para hacer una afirmación así de tajante).

Sobre todo me han gustado algunos momentos que me han parecido geniales, como los desarrolladores de The Witcher III hablando de eliminar las misiones que parecen trabajos de FedEx (aquí supongo que las llamaríamos de SEUR) porque son un mal endémico en cierto tipo de juegos (y sí, te estoy mirando a tí, The Outer Worlds).

El libro se ha publicado en español como Sangre, sudor y píxeles este mismo año con traducción de Concha Fernández Álvarez.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.