Portada de The Sin in the Steel

Ya sabemos cómo será la portada de The Sin in the Steel, la novela de Ryan Van Loan que Tor publicará en 21 de julio.

Esta es la sinopsis:

Heroes for hire. If you can pay.

Buc:
Brilliant street-rat
Her mind leaps from clues to conclusions in the blink of an eye.

Eld:
Ex-soldier
Buc’s partner-in-crime.

No. Not in crime—in crime-solving.

They’ve been hired for their biggest job yet—one that will set them up for a life of ease.

If they survive.

Buc and Eld are the first private detectives in a world where pirates roam the seas, mages speak to each other across oceans, mechanical devices change the tide of battle, and earthly wealth is concentrated in the hands of a powerful few.

It’s been weeks since ships last returned to the magnificent city of Servenza with bounty from the Shattered Coast. Disaster threatens not just the city’s trading companies but the empire itself. When Buc and Eld are hired to investigate, Buc swiftly discovers that the trade routes have become the domain of a sharp-eyed pirate queen who sinks all who defy her.

Now all Buc and Eld have to do is sink the Widowmaker’s ship….

Unfortunately for Buc, the gods have other plans.

Unfortunately for the gods, so does Buc.

Mi traducción:

Héroes de alquiler si puedes pagar por sus servicios.

Buc:

Brillante rata callejera.

Su mente es capaz de sacar conclusiones en un abrir y cerrar de ojos.

Eld:

Exsoldado.

Compañero de Buc. Pero no compañero de crímenes si no de resolución de crímenes.

Los han contratado para su mayor trabajo hasta ahora, uno que les sacará de pobres.

Si sobreviven.

Buc y Eld son los primeros detectives privados en un mundo donde los piratas infestan los mares, los magos se comunican a través de los océanos, los artilugios mecánicos cambian el destino de las batallas y la riqueza está concentrada en las manos de unos pocos.

Hace semanas desde que los últimos barcos retornaron a la magnífica ciudad de Servenza con botín de la Shattered Coast. El desastre amenaza no solo a las compañías comerciales de la ciudad, si no al propio imperio. Cuando contratan los servicios de Buc y Eld, Buc descubre rápidamente que las rutas han caído en manos de una reina pirata que hunde a todo aquel que la desafía.

Ahora solo les falta hundir su barco.

Desafortunadamente para Buc, los dioses tienen otros planes.

Desafortunadamente para los dioses, Buc también tiene otros planes.

Esta es la portada:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.