Witchmark

Hay algunos libros que cumplen unas determinadas características de ambientación que sería injusto llamar clónicos, pero que sí que recuerdan unos a otros. Es difícil innovar en una historia fantástica situada en la época de la Regencia o en la Victoriana, porque es una escenario sobreutilizado, aún sin llegar a los niveles de la fantasía pseudomedieval.

Y sin embargo, C.L. Polk consigue mostrarnos una narración cautivadora, aunque no sorprendente. Los elementos que se utilizan son conocidos por todos: una sociedad clasista que se perpetúa en el poder utilizando la magia, conflictos familiares irresolubles en los que chocan la búsqueda de libertad y el cumplimiento del deber, seres de inmenso poder que pueden afectar el curso de la historia… Pero todos estos elementos, bien utilizados, dan lugar a un relato coherente y agradable de leer.

En Witchmark se pueden encontrar reminiscencias de muchos autores, desde Susanna Clarke a Zen Cho, pasando por NK Jemisin. Podría ser interesante seguir todas estas referencias, como el uso del éter que recuerda Las edades de la luz de Ian R. MacLeod (salvando las distancias) y si alguno de vosotros leéis esta obra seguro que tendremos una conversación interesante al respecto.

Entonces, ¿qué es lo que hace que Witchmark se diferencia de las otras obras? Para mí, todo gira alrededor de la relación fraternal entre Miles y su hermana Grace, que está tratada con mucho cariño pero también con mucha verosimilitud. Dos hermanos que se quieren, pero que son capaces de hacerse daño mutuamente por sus ideales, que pueden caer en contradicciones pero que se apoyan el uno al otro… Me ha parecido una representación estupenda. Los personajes son muy atractivos, pero creo que esta relación es la más importante del libro, sin desmerecer la que desarrolla Miles con Tristan, que no parece impostada, pero que me interesa menos.

También me gustaría destacar la carga de crítica social que trae el libro, aunque no se cargan las tintas en exceso. No solo se habla de los desastres de la guerra, también de las desigualdades sociales y la explotación de las clases deprimidas a favor de la vida de lujo de los aristócratas. No lo considero el principal objetivo del libro, pero me alegra que aparezca en la historia.

En resumen, Witchmark utiliza piezas muy conocidas para dar lugar a un collage atractivo unido por una prosa musical y agradable cimentada por unos personajes fuertes con relaciones creíbles. Y hay persecuciones en bici. Todo es mejor con persecuciones en bici.

Ganadores de los premios David Gemmell

Ya conocemos a los ganadores de los premios David Gemmell de este año.

Son los siguientes:

Premio Legend (mejor novela)

  • Robin Hobb: Assassin’s Fate, Libro 3 de Fitz and The Fool (HarperVoyager)

Premio Morningstar (mejor primera novela)

  • Nicholas Eames: Kings of the Wyld, Libro 1 de The Band (Orbit)

Premio Ravenheart (mejor portada)

  • Richard Anderson por Kings of the Wyld de Nicholas Eames (Orbit): Diseño de Lisa Marie Pompilio.

¡Enhorabuena a los ganadores!

Nominados a los premios Sidewise 2017

Ya conocemos los nominados a los premios Sidewise de este año. Son los siguientes:

Relato corto

  • Tom Anderson & Bruno Lombardi, “N’oublions Jamais,” Altered Europa, editado por Martin T. Ingham, Martinus Publishing, 2017
  • Dave D’Alessio, “The Twenty Year Reich,” Altered Europa, editado por Martin T. Ingham, Martinus Publishing, 2017
  • Nisi Shawl, “Sun River,” Clockwork Cairo: Steampunk Tales from Egypt, editado por Matthew Bright, Twopenny Books, 2017
  • Harry Turtledove, “Zigeuner,” Asimov’s, 9-10/17

Novela

  • Gregory Benford, The Berlin Project, Saga Press, 2017
  • Brent Harris, A Time of Need, Insomnia Publishing, 2017
  • Elan Mastai, All Our Wrong Todays, Dutton, 2017
  • Alan Smale, Trilogía The Clash of Eagles (Clash of Eagles, Eagle in Exile, Eagle and Empire), Del Rey, 2015-2017
  • Bryce Zabel, Once There Was a Way, Diversion Books, 2017

¡Enhorabuena a los nominados!

Minientrevista a Kameron Hurley

Durante el festival Celsius tuve la oportunidad de entablar conversación con Kameron Hurley, solo unas pocas preguntas improvisadas, pero creo que merece la pena poner por escrito lo que me contestó esa fuerza de la naturaleza convertida en escritora. Cualquier problema con la traducción es mío y no pude tomar notas mientras hablaba, así que puede que haya huecos. Aún así, espero que os guste.

¿Qué nos puedes decir sobre The Light Brigade?

Es un libro con una guerra en el sistema solar, se enfrentan la Tierra y Marte. Se podría definir como Starship Troopers con viajes en el tiempo. Se “cumplen” las leyes de la física, no se puede viajar más rápido que la luz, pero se puede utilizar el teletransporte. La protagonista empieza a tener problemas con los viajes porque recuerda cosas que en realidad no han sucedido… todavía. Cuando se lo enseñé a mi editora en España inmediatamente lo quiso publicar así que pronto lo tendréis por aquí.

¿Está terminada la tercera entrega de The Mirror Empire?

Es en lo que estoy trabajando en la actualidad. Tengo como fecha de entrega al editor el quince de diciembre, así que espero que se publique a mediados del año que viene porque esta editorial publica relativamente rápido. Me está costando trabajo terminarlo y espero que no haya retrasos.

Te quería agradecer personalmente el que nos dieras tu permiso para traducir “We have always fought”.

KH: Creo que es muy importante que el mensaje de ese ensayo llegue a todas partes así que por eso permití todas las traducciones sin ánimo de lucro. Hay traducciones a muchos idiomas: inglés, chino… Me da la impresión de que fue una forma muy clara de explicar el mensaje y es buena noticia que siga teniendo continuidad años después.

Espero que os haya gustado la entrevista y muchas gracias a Kameron por su amabilidad.

Finalistas de los premios World Fantasy 2018

Se han dado a conocer los nombres de los finalistas de los premios World Fantasy 2018, son los siguientes:

Novela

  • The City of Brass de S. A. Chakraborty (Harper Voyager)
  • Ka: Dar Oakley in the Ruin of Ymir de John Crowley (Saga Press)
  • The Strange Case of the Alchemist’s Daughter de Theodora Goss (Saga Press)
  • Spoonbenders de Daryl Gregory (Bond Street Books CA/Knopf US/Riverrun UK)
  • The Changeling de Victor LaValle (Spiegal & Grau)
  • Jade City de Fonda Lee (Orbit)

Ficción larga (de 10000 a 40000 palabras)

  • The Teardrop Method de Simon Avery (TTA Press)
  • In Calabria de Peter S. Beagle (Tachyon Publications)
  • Mapping the Interior de Stephen Graham Jones (Tor.com)
  • Passing Strange de Ellen Klages (Tor.com)
  • The Black Tides of Heaven de JY Yang (Tor.com)

Ficción corta (menos de 10000 palabras)

  • “Old Souls” de Fonda Lee (Where the Stars Rise: Asian Science Fiction and Fantasy)
  • “Welcome to Your Authentic Indian Experience™” de Rebecca Roanhorse (Apex Magazine, Aug. 2017)
  • “The Birding: A Fairy Tale” de Natalia Theodoridou (Strange Horizons, Dec. 18, 2017)
  • “Clearly Lettered in a Mostly Steady Hand” de Fran Wilde (Uncanny Magazine, Sept.-Oct. 2017)
  • “Carnival Nine” de Caroline Yoachim (Beneath Ceasless Skies, May 11, 2017)

Antología

  • The New Voices of Fantasy, editado por Peter S. Beagle and Jacob Weisman (Tachyon Publications)
  • Black Feathers: Dark Avian Tales, editado por Ellen Datlow (Pegasus Books)
  • The Book of Swords, editado por Gardner Dozois (Bantam Books US/Harper Voyager UK)
  • The Djinn Falls in Love and Other Stories, editado por Mahvesh Murad & Jared Shurin (Solaris)
  • The Best of Subterranean, editado por William Schafer (Subterranean Press)

Colección

  • Wicked Wonders de Ellen Klages (Tachyon Publications)
  • Her Body and Other Parties de Carmen Maria Machado (Graywolf Press)
  • Down and Out in Purgatory: The Collected Stories of Tim Powers de Tim Powers (Baen Books)
  • Tender de Sofia Samatar (Small Beer Press)
  • The Emerald Circus de Jane Yolen (Tachyon Publications)

Artista

  • Gregory Manchess
  • Victo Ngai
  • Omar Rayyan
  • Rima Staines
  • Fiona Staples

Premio especial profesional

  • Harry Brockway, Patrick McGrath, y Danel Olson por Writing Madness (Centipede Press)
  • C. C. Finlay, como editor de F&SF
  • Irene Gallo, por la dirección artística de Tor Books y Tor.com
  • Greg Ketter, por DreamHaven Books
  • Leslie Klinger, por The New Annotated Frankenstein (Liveright Publishing Corp.)

Premio especial no profesional

  • Scott H. Andrews, por Beneath Ceaseless Skies: Literary Adventure Fantasy
  • Justina Ireland y Troy L. Wiggins, por FIYAH: Magazine of Black Speculative Fiction
  • Khaalidah Muhammad-Ali y Jen R Albert, por PodCastle
  • Ray B. Russell y Rosalie Parker, por Tartarus Press
  • Lynne M. Thomas y Michael Damian Thomas, por Uncanny Magazine

Premio a toda una vida

  • Charles de Lint
  • Elizabeth Wollheim

¡Enhorabuena a los nominados!

Record of a Spaceborn Few

Seguramente resulte difícil de creer, pero Becky Chambers ha conseguido escribir una historia de naves generacionales y especies alienígenas con marcados tintes autobiográficos.

Record of a Spaceborn Few no es una novela al uso, ya que los distintos puntos de vista que van narrando su historia son como teselas separadas de un mosaico que no vemos por completo, ni siquiera al final de la lectura. No me atrevería tampoco a definirla como una colección de relatos ni como un fix-up por que la intención del libro es ser un todo cohesionado. Quizá esta falta de definición sea un problema del propio libro, que no sabe a qué carta quedarse. Ello no es óbice para disfrutar de la lectura, pero sabiendo a qué atenerse.

La idea de una flota de éxodo de un planeta moribundo no es nueva, sin ir más lejos podemos acordarnos de la serie Mass Effect y sus quarianos. Pero la autora establece diferencias desde el principio: la Flota del Éxodo ya ha estabilizado su situación orbitando alrededor de una estrella y no está cerrada al intercambio de bienes y personas. De hecho, también se puede interpretar como un relato sobre flujos migratorios y cómo las diferencias culturales de los que vienen y los que se van hacen evolucionar a las distintas especies. De nuevo, algo que la autora ha vivido en su propia piel.

La Flota comenzó como un sistema cerrado que debía ser autosuficiente por su propia naturaleza y nada se desaprovecha. Este es otro de los mensajes principales del libro, un alegato a favor del ecologismo y la reutilización y aprovechamiento de todos los elementos posibles. Este hito fundacional se recoge incluso en las costumbres funerarias, pero choca frontalmente con las sociedades mercantilistas con las que se relaciona la flota. No estamos hablando de un mundo postescasez, hablamos de un comunismo efectivo por la propia necesidad de sus habitantes. Nadie pasará hambre ni sed, mas  tendrá que trabajar para contribuir al bienestar general. No existe la moneda y la economía de intercambio se basa en el trueque, pero cuando se trata de adquirir tecnología del exterior, la flota tiene poco que ofrecer. En ocasiones, se trata más bien de aceptar la caridad ajena.

Chambers es una autora de personajes y en Record of a Spaceborn Few nos presenta una panoplia de humanos y un solo personaje alienígena importante. ¿Por qué es esto? Es una decisión técnica que me parece interesante aunque algo arriesgada, dado que una de las principales características por las que destaca la primera entrega de la serie Wayfarers son sus personajes no humanos. Las perspectivas de los dos recién llegados a la Flota (humano y estudioso alienígena) le sirven para presentar datos esquivando a duras penas el infodump. Pero este contraste entre la interpretación de la información que reciben y, por qué no decirlo, la acogida que les dan, también le sirve a la autora para establecer diferencias entre inmigrantes “de primera” y “de segunda”. Explora el sentimiento de pertenencia como algo connatural al ser humano, provenga de donde provenga.

Respecto a la prosa, sigue siendo funcional y adaptada perfectamente al tono de la obra, aunque en el prólogo aparece una imagen de pequeños restos de hielo formándose entre los cabellos de las víctimas de un accidente que me ha parecido maravillosa. Me encantaría que Chambers explorara ese aspecto más elaborado de su estilo en sus futuros trabajos. La distinción entre las distintas voces de los personajes funciona a las mil maravillas, ya que son de distintas edades, orientaciones y profesiones y se nota en cada uno de ellos. Quizás los personajes son demasiado inocentes y pueden caer en las trampas más evidentes, pero mi impresión es que esto es algo íntimamente relacionado con el optimismo de la ciencia ficción de la autora. Si todos los encallecidos personajes estuvieran de vuelta de todo, solo quedaría espacio para la desesperanza.

Hay otros temas en el libro de los que también se podría hablar, como la transformación del sexo en un servicio a la comunidad o la utilización de insectos como principales fuentes de proteínas en la alimentación, pero no son tan fundamentales en la novela como los anteriormente mencionados.

Creo que Record of a Spaceborn Few está un peldaño por debajo de sus anteriores trabajos, lo que no quiere decir que no sea una lectura recomendable. Ahora que se ha anunciado la publicación de otras historias situadas en otro universo, podremos ver a Chambers trabajando otro registro. Por mi parte, estoy deseando leerla.

Ganador del premio Prometheus 2018

Ya se ha anunciado el ganador del premio Prometheus de este año, se trata de:

The Powers of the Earth, de Travis Corcoran

Con esta sinopsis:

The Powers of the Earth(Morlock Publishing), the first volume in The Aristillus Series, is set in a near-future ungoverned lunar settlement, developed while Earth leaders ignored and denied its existence. The settlement struggles to retain its independence from Earth’s invading force in Corcoran’s panoramic story about people carrying on their lives in liberty. Corcoran’s novel is both a tribute to Robert Heinlein’s classic The Moon is a Harsh Mistress, and a re-examination of its assumptions about how such a lunar colony would function, and what kinds of people would live there.

No os voy a engañar, no me suena ni el libro ni el autor. ¿Conocéis esta obra?

También se ha elegido el siguiente relato para formar parte del Prometheus Hall of Fame:

With Folded Hands …” del Gran Maestro Jack Williamson (1947 relato corto)

Portada de City of Ghosts

V.E. Schwab ha publicado en su cuenta de twitter la que será portada para el Reino Unido de City of Ghosts.

Aquí tenéis la sinopsis:

Cassidy Blake’s parents are The Inspectres, a (somewhat inept) ghost-hunting team. But Cass herself can REALLY see ghosts. In fact, her best friend, Jacob, just happens to be one.

When The Inspectres head to ultra-haunted Edinburgh, Scotland, for their new TV show, Cass—and Jacob—come along. In Scotland, Cass is surrounded by ghosts, not all of them friendly. Then she meets Lara, a girl who can also see the dead. But Lara tells Cassidy that as an In-betweener, their job is to send ghosts permanently beyond the Veil. Cass isn’t sure about her new mission, but she does know the sinister Red Raven haunting the city doesn’t belong in her world. Cassidy’s powers will draw her into an epic fight that stretches through the worlds of the living and the dead, in order to save herself

 

Wrath of Empire

Creo que ya ha quedado sobradamente demostrado que Brian McClellan es un escritor que me gusta mucho, con un toque especial a la hora de escribir fantasía. No cabía duda de que más pronto que tarde acabaría leyendo Wrath of Empire, la última entrega de su saga.

Nos encontramos ante un libro extenso, donde se manejan distintos puntos de vista de forma coherente e inteligente. Siempre suele haber favoritos de los lectores entre los distintos puntos de vista, pero en esta ocasión creo que el autor ha conseguido equilibrar las tramas, aunque haya una que destaque en particular.

McClellan sabe lo que le gusta a su público, así que no duda en comenzar el libro con dos batallas épicas muy bien narradas, de forma clara y contundente, sin ahorrar detalles escabrosos pero sin regodearse tampoco en ellos. La guerra es así, descarnada, así que es comprensible que se hable de despojar a los cadáveres de las posesiones valiosas que puedan tener, por ejemplo. Desde el desconocimiento, me gusta cómo trata maniobras de flanqueo y otros movimientos típicos de la caballería y la infantería de la época napoleónica. También le sienta bien a la novela el cambio de escenarios, con partes narradas en recintos claustrofóbicos mientras que otras tienen lugar a cielo abierto en mitad del campo.

Los tres protagonistas que nos narrarán la historia son Vlora Flint, Ben Styke y Michel Bravis, todos viejos conocidos de los seguidores del autor (en particular Vlora está con nosotros desde Promise of Blood).  Comentaba con anterioridad que están equilibradas, pero personalmente me ha parecido más atractiva la de Michel porque las otras dos se asemejan en sus objetivos y desarrollo, son personajes militares que tienen una misión que cumplir. No digo que sean calcos la una de la otra, pero sí se parecen. Michel, sin embargo, tiene una apasionante historia de espionaje y traición, de agentes dobles y de supervivencia en una ciudad tomada que lo convierte en un escenario realmente atractivo.

A lo largo del libro tienen lugar revelaciones que harán temblar los cimientos de lo que creíamos conocer sobre los personajes y el mundo de los Powder Mage. Si McClellan lo tenía pensado desde un principio, como parece, hay que quitarse el sombrero ante su previsión y ante todo, a su sutileza al ocultarnos la información durante tanto tiempo. También es muy hábil al introducir un nuevo enemigo que lleva años preparándose para la invasión y que conoce los puntos débiles que debe atacar.

No todo en la novela es tan bueno. Una parte de la trama de venganza de Styke es demasiado orquestada, demasiadas casualidades juntas en el camino para que resulte creíble. Entiendo que el autor necesita este camino de redención para conseguir que el personaje evolucione pero pienso que podría haberlo hecho de alguna forma más elegante, menos prefabricada.

En ocasiones, los desplazamientos se hacen pesados, porque para llegar de A a B el camino tampoco es que sea emocionante. McClellan lo ha trufado de anécdotas y charlas y alguna que otra emboscada, pero no sé si se debería haber hecho uso de alguna elipsis bien colocada (¡qué difícil es ser escritor!).

La magia, cuando aparece, es tremendamente poderosa y desequilibra el juego de poder del que somos testigos. Esto es marca de la casa del autor y no debería sorprendernos, pero en algunas ocasiones parece extraño que haya tantos ejércitos tan bien preparados cuando un destacamento de magos sería totalmente destructivo y bastante menos costoso.

McClellan deja todas las líneas en vilo, para que tengamos que esperar pacientemente la siguiente entrega. Espero que no se demore mucho, porque realmente quisiera saber en qué va a desembocar toda esta historia. De nuevo me vuelvo a preguntar por qué no se publica a este autor en España. Sería todo un acierto.

Libro gratis: Rocket Fuel

Para celebrar su décimo aniversario, la gente de Tor.com ha creado un libro con los artículos más interesantes publicados en su blog y lo ha dejado disponible para su descarga gratuita. El título del libro es Rocket Fuel, con la portada que anexo y los contenidos que podéis ver a continuación:

Prefacio – Bridget McGovernUnder the Covers with a Flashlight: Our Lives as Readers – Emily Asher-Perrin
Sometimes, Horror is the Only Fiction That Understands You – Leah Schnelbach
The Bodies of the Girls Who Made Me: Fanfic and the Modern World – Seanan McGuire
Writing Women Characters as Human Beings – Kate Elliott
Meet My Alien Family: Writing Across Cultures in Science Fiction – Becky Chambers
So How Does a Centaur Eat, Anyway? – Judith Tarr
Fantasy, Reading, and Escapism – Jo Walton
The Eye of the World by Robert Jordan (and Why You Should Read It) – Leigh Butler
Robert Jordan: The American Tolkien – Michael Livingston
The Trial of Galadriel – Jeff LaSala
Good Idols: Terry Pratchett & the Appropriate Hug – Lish McBride
Orwell and the Librarian, a Love Story – Alex Brown
Beloved: The Best Horror Novel the Horror Genre Has Never Claimed – Grady Hendrix
The Peril of Being Disbelieved: Horror and the Intuition of Women – Emily Asher-Perrin
What Rape Apologists Need to Learn From Jessica Jones – Natalie Zutter
In Defense of Villainesses – Sarah Gailey
Queering SFF: Writing Queer—Languages of Power – Brit Mandelo
Sleeps With Monsters: There’s A Counter In My Head – Liz Bourke
Apologize to No One: V for Vendetta is More Important Today Than it Ever Was – Emily Asher-Perrin
Five Books about Loving Everybody – Nisi Shawl
Safe as Life: A Four-Part Essay on Maggie Stiefvater’s Raven Cycle – Brit Mandelo
The Complete American Gods Mix Tape – Bridget McGovern
Rewatching Star Trek: Deep Space Nine: “Far Beyond the Stars” – Keith R.A. DeCandido
The POC Guide to Writing Dialect In Fiction – Kai Ashante Wilson
Homecoming: How Afrofuturism Bridges the Past and the Present – Tochi Onyebuchi
Nobody Gets Mad About Hamlet Remakes: Why Superheroes Are the New Cultural Mythology – Ryan Britt
Sowing History: A Gardener’s Tale – Ursula Vernon
Not Saving the World? How Does That Even Work? – Jo Walton
Ursula Le Guin’s “The Ones Who Walk Away from Omelas” Defies Genre – Gabrielle Bellot
Soon I Won’t Know What the Future Looks Like – Chris Lough
Bouncy Prose and Distant Threats: An Appreciation of Harry Potter and the Philosopher’s (or Sorcerer’s) Stone – Mari Ness
Joy, Sorrow, Regret, and Reassurance: The Singular Beauty of The Last Unicorn – Bridget McGovern
One Day You Wake Up and You Are Grown: Fairyland and the Secrets of Growing Up – Molly Templeton
Preparing Myself for Death with Joe Versus the Volcano – Leah Schnelbach