Nominados a los premios David Gemmell

Se han dado a conocer los nominados a los premios David Gemmell de fantasía, son los siguientes:

Legend Award (Mejor novela)

Joe Abercrombie: Red Country (Gollancz)
Jay Kristoff:
Stormdancer (Pan Macmillan UK)
Mark Lawrence:
King of Thorns (HarperCollins/Voyager)
Helen Lowe:
The Gathering of the Lost (Orbit)
Brent Weeks:
The Blinding Knife (Orbit)

Morningstar Award (Mejor primera novela)

Saladin Ahmed: Throne of the Crescent Moon (Gollancz and DAW)
Miles Cameron:
The Red Knight (Gollancz)
John Gwynne:
Malice (Pan Macmillan UK)
Aidan Harte:
Irenicon (Jo Fletcher Books)
Jay Kristoff:
Stormdancer (Pan Macmillan UK)

Ravenheart Award (Mejor portada)

Didier Graffet y Dave Senior, por Red Country de Joe Abercrombie (Gollancz)
Dominic Harman, por
Legion of Shadow de Michael J. Ward (Gollancz)
Clint Langley, por
Besieged de Rowenna Cory Daniells (Solaris)
Silas Manhood, por
The Blinding Knife de Brent Weeks (Orbit)
Colin Thomas, por
Stormdancer de Jay Kristoff (Pan Macmillan UK)
Stephen Youll, por
The Black Mausoleum de Stephen Deas (Gollancz)

¡Enhorabuena a los nominados! En octubre conoceremos a los ganadores.

Lectura conjunta : Seven Beauties, capítulo 6

Seguimos con la lectura conjunta del libro “Seven Beauties of science fiction”, en esta ocasión desde el blog El almohadón de plumas, Yolanda nos habla sobre lo grotesco.

Podéis leer la “convocatoria” para la lectura conjunta aquí, el artículo sobre la introducción aquí, el del primer capítulo aquí (recomendado por Aliette de Bodard), el segundo capítulo, el tercero, el cuarto y el quinto.

Como siempre, os animamos a participar en la lectura conjunta y expresar vuestras opiniones en los artículos y en la discusión que está teniendo lugar en el facebook del Fantascopio. El trabajado artículo de Yolanda merece nuestra atención.

El día D ¿Quién mató al presidente?

DiaDpresidenteHace poco comenté la primera entrega cronológicamente hablando de la serie el Día D, aunque no fue la primera publicada en España, ya que este honor lo tuvo el volumen del que voy a hablar ahora, Día D ¿Quién mató al presidente?.

He de decir que una vez leída entiendo la decisión editorial que hizo que se publicara en primer lugar, este tebeo tiene mucha más garra que el anterior y esperemos que sea una muestra representativa de lo que está por venir.

El punto Jonbar en esta ocasión está claramente definido como en la anterior, el cambio es que el presidente elegido por los estadounidenses no es Kennedy sino Nixon, algo que bien pudiera haber sucedido habida cuenta del estrecho margen de diferencia en los votos que le dio la victoria a JFK en la realidad.

Sin embargo, la historia no gira sobre la presidencia de Nixon, aunque este telón de fondo y su reelección durante varias legislaturas son el detonante de los hechos que se relatan. El personaje principal es un motorista de los Ángeles del Infierno de ascendencia francesa reconvertido en combatiente en la guerra de Vietnam, embrutecido por por estos hechos y que solo conoce la violencia como forma de vida. Él será el encargado de llevar a cabo una tarea que parece la solución a los problemas mundiales.

El dibujo cumple su función de manera notable, como en la entrega anteriormente reseñada, pero me gustaría hacer hincapié en el color aplicado a las viñetas, especialmente a las de guerrilla nocturna en Vietnam. Lanzallamas devastando los alrededores de los soldados que evocan ese imaginario colectivo que tenemos de las escenas de esa guerra.

En definitiva esta entrega es bastante mejor que la de ¡Los rusos llegan a la Luna!

Creo que volveré a darle una oportunidad a este Día D con el siguiente tomo que se publique en España.

Adrift on the Sea of Rains

Adrift_ebook_cover_mSi buscáis un ejemplo de ciencia ficción hard con buenas ideas pero con profundidad psicológica ahora mismo no se me ocurre mejor ejemplo que «Adrift on the Sea of Rains» de Ian Sales.

Esta novela corta, nominada al premio BSFA de historia corta nos transporta a una realidad alternativa donde se ha desencadenado la Tercera Guerra Mundial y la Tierra ha quedado convertida en un yermo estéril. Los únicos supervivientes son los astronautas destinados a la base lunar que contemplan desde la lejanía su antiguo planeta destruido por la sinrazón.

Resulta difícil imaginar la claustrofobia y el desamparo de los supervivientes, pero Sales lo describe con una prosa muy bella. Sin embargo, hay una ventana para la esperanza. En la Luna se estaban llevando a cabo una serie de experimentos con un artefacto nazi llamado The Bell, capaz de transportar a los usuarios a mundos paralelos. Utilizando este recurso pero sin explicarlo (lo cual es mejor para la credibilidad de la historia) los habitantes de la Luna intentan llegar a algún lugar donde la Tierra aún exista. Pero los recursos son escasos y puede que no sean suficientes para conseguir su objetivo.

La narración está dividida en dos partes, lo que ocurre en la Luna y una serie de flashbacks que nos ponen en situación de la escalada bélica que ocurre en la Tierra para llegar a la situación de guerra total. Estos flahsbacks también permiten al autor trazar un perfil psicológico del protagonista que resultará determinante en el sorprendente final de la historia.

Es muy de agradecer el glosario de términos adjunto a la edición del libro, ya que la profusión de siglas en la lectura puede llegar a apabullar.

En definitiva, un relato que se lee en un suspiro y que merece muchísimo la pena. Dentro de poco leeré la siguiente parte del Apollo Quartet en el que se circunscribe este «Adrift on the Sea of Rains».

ACTUALIZACIÓN : Ian Sales me ha hecho saber que esta novelette ha ganado el BSFA y que es finalista en el Sidewise.

Strings on a shadow puppet

soaspfinalUna de las sorpresas que me he llevado por el hecho de tener un blog sobre la literatura que me gusta es que gracias a las recomendaciones de otros apasionados lectores he podido descubrir nuevos autores y libros que nunca habría conocido de otra forma.

En uno de los artículos temáticos que he publicado, concretamente en el de Espionaje de género comenté que me llamaba la atención el libro “Strings on a Shadow Puppet”, de T. L. Evans.

El autor amablemente puso a mi disposición un ejemplar para que lo reseñara y tras una serie de avatares acabó en mis manos y he de decir que la espera ha merecido la pena.

En esta primera novela T.L. Evans mezcla de forma calculada la ciencia ficción militarista con las intrigas políticas y de espionaje que tanto me gustan dando lugar a una combinación en la que es casi imposible dejar de leer.

La historia está localizada en un futuro lejano en el Imperio Sophyan, donde los jerarcas genéticamente modificados ejercen su poder de forma más o menos democrática. Hace apenas una generación el Imperio no era tal, si no que la forma de gobierno era una república en la que existían tres grupos: los Federalists, los Imperialist y los Egalitist, cada uno con distintas interpretaciones sobre la forma de gobierno y sobre todo sobre el tratamiento de los alienígenas no humanos. Me resultó difícil entender como se pudo llegar a una situación imperial sin una guerra civil de por medio, pero salvando este escollo el escenario es creíble. Supongo que el hecho de que el autor sea un renombrado arqueólogo le habrá facilitado la tarea de crear el mundo sobre el que se desarrolla la acción.

En este contexto, una patrulla compuesta por varios miembros de distinta extracción han de investigar a un grupo terrorista, dirigido por el Dalang, que destaca especialmente por la crueldad de sus ataques a objetivos civiles.

El punto de vista de la narración se va alternando entre los terroristas y los distintos miembros de la patrulla, dando así mucho ritmo a la narración que en ningún momento se queda estancada.

Las escenas de acción no resultan confusas en ningún momento, se nota que están muy trabajadas aunque a veces tenía problemas con las siglas de los cargos militares y el armamento (XO, CO, TOMO, AFRG…)

Los distintos hilos narrativos se acaban uniendo en un clímax final que no deja cabos sueltos, si no que planta las semillas para una continuación que me encantará leer. Definitivamente muy recomendable.

Lectura conjunta : Seven Beauties, capítulo 5

Seguimos con la lectura conjunta del libro «Seven Beauties of science fiction», en esta ocasión desde el blog Verocilector, el nominado a los Ignotus Josep María nos habla sobre el sentido de la maravilla, elemento básico de la ciencia ficción (y si no que se lo pregunten a @odo).

Podéis leer la «convocatoria» para la lectura conjunta aquí, el artículo sobre la introducción aquí, el del primer capítulo aquí (recomendado por Aliette de Bodard), el segundo capítulo aquí, el tercero aquí y el cuarto aquí.

Como siempre, os animamos a participar en la lectura conjunta y expresar vuestras opiniones en los artículos y en la discusión que está teniendo lugar en el facebook del Fantascopio. La síntesis de JM merece mucho la pena, clarifica un capítulo interesante pero denso.

Alcatraz vs. the Evil Librarians

Alcatraz_vs_evil_librariansTenía esta novela juvenil en mi punto de mira desde hace algún tiempo, como todo lo que escribe Brandon Sanderson, pero el empujón final me lo dio Miquel hace unos días en el último podcast de los VerdHugos (donde mencionan un blog llamado Fantástica Ficción que os recomiendo).

El libro se lee en un suspiro, así de entretenido y palomitero es, pero sin dejar de estar bien escrito. El humor en la literatura es algo que requiere mucho esfuerzo mas el prolífico estadounidense hace que parezca fácil.

La historia la relata Alcatraz Smedry, el protagonista que, ya anciano, relata los hechos que le ganaron su fama. A pesar de que todo el mundo le tiene por un héroe, él insiste en negarlo y afirma que es una mala persona. Quedará en nuestras manos juzgarlo.

Alcatraz es un huérfano que ha pasado por infinidad de familias de acogida, ya que constantemente rompe cosas y acaba con la paciencia de sus padres adoptivos. Sin embargo, el día de su decimotercer cumpleaños, marcará un punto de inflexión en su vida. Recibe una bolsa con arena supuestamente enviada por su padre y descubre su herencia. Es descendiente de la familia Smedry, unos poderosos Oculadores que se enfrentan a la tiranía de los Librarians que controlan el mundo tal y como lo conocemos con sus mentiras.

¿Os suena algo familiar? Debe ser porque la historia es una clara contestación a la saga de Harry Potter o tal vez un homenaje. Habría que preguntarle a Sanderson su opinión. El autor aprovecha también para parodiar los constantes cliffhangers a los que se recurre con tanta asiduidad en las narraciones de fantasía.

Si hay algo que destaca en los libros de Brandon es el sistema de magia asociado y este «Alcatraz versus the Evil Librarians» no es una excepción. La magia que se utiliza está relacionada con las lentes de las gafas, según el cristal que se utilice en cada momento se podrán realizar unas acciones u otras, como lanzar rayos láser o ver las pisadas en el suelo de la persona a la que quieras seguir. También merecen mención los Talentos de la familia Smedry, cada individuo posee una característica peculiar como llegar tarde a los sitios o romper cosas.

La infinidad de detalles curiosos que aparecen en el libro hacen que se disfrute mucho más de la lectura, como el hecho de que todos los miembros de la familia Smedry tienen nombre de prisión (Alcatraz, Bastilla, Sing-Sing…), que se considere a las pistolas y metralletas tecnología “obsoleta” o que aparezcan unos dinosauros parlanchines en mitad de la escena.

Me he quedado con ganas de leer más sobre Alcatraz, y afortunadamente Brandon Sanderson ya ha escrito varias secuelas con este personaje. Un libro muy recomendable para pasar un buen rato, que me extraña no se haya traducido al español ya.